21 Feb

Agricultura urbana y campesina

En los últimos años, la agricultura urbana y los jardines en todas sus formas han tenido un auge en nuestra ciudad. Hoy en día hay muchos muros verdes, plantas sembradas en botellas PET, en llantas, etc, huertos comunitarios, terrazas, patios y balcones con frutas y hortalizas sembradas e incluso encontramos por aquí y por allá pequeñas huertas, árboles nativos o jardines sembrados por ciudadanos en parques, andenes y separadores de la ciudad.

Este reverdecimiento de la ciudad es celebrado por nosotros y apoyamos estos esfuerzos de la manera que nos sea posible. Varias organizaciones amigas tienen proyectos de esta índole y en la medida que podamos articular procesos con ellas, lo haremos.

No obstante, La Canasta optó desde un principio por apoyar a pequeños productores campesinos principalmente. En este orden de ideas, y como posiblemente lo saben, todos los productos que distribuimos en nuestras canastas vienen de este tipo de producciones. Esta decisión es muy consciente, pues son estas personas quienes tienen más difícil acceso al mercado de la ciudad, precisamente por los volúmenes de producción que pueden manejar y por las distancias y tiempos para traer sus cosechas a la ciudad.

Muchas de las personas que cultivan para La Canasta no cuentan con grandes extensiones de tierra, sino más bien con pequeños lotes en donde tienen sus huertas y/o sus gallinas. Para alguien que solo puede cosechar un par de canastillas de productos cada semana, pensar en acceder al mercado de la ciudad es imposible y por lo tanto, la motivación para cultivar, o seguir cultivando es muy baja, pues la comercialización es el cuello de botella, y es ahí donde La Canasta entra en juego y cobra relevancia.

De cualquier manera, el reverdecimiento de la ciudad y las iniciativas que fomenten la agricultura y jardinería urbanas son afines a nosotros y por eso queremos resaltar un hermoso trabajo de un amigo nuestro. Manuel, artista y co-fundador del restaurante Mini Mal, ha estado sembrando pasto en el Parkway de una manera muy particular en las últimas semanas. El año pasado hubo una iniciativa ciudadana para reverdecer esta avenida, donde nosotros participamos para recaudar fondos y sembrar pasto en las zonas en las que el pasto no ha sobrevivido por diversas razones. La iniciativa de Manuel ha consistido, en vez de sembrar grandes áreas, en trasplantar “hilos de pasto” en forma de hoja en las zonas más peladas. El resultado es un bello dibujo en pasto sobre un fondo de tierra, que llama mucho la atención cuando se ve de cerca. Una transeúnte lo llamó “Hojas de hierba” y los invitamos a darse una caminadita por esta bella avenida y admirar este trabajo. Manuel dice: “Si necesitas sembrar, hay lugares que necesitan ser sembrados. La ciudad tal vez sea un terreno árido pero puede convertirse en uno fértil.”

Esta semana les recomendamos una rica Crema de coliflor con puerro


¿Quieres saber más sobre La Canasta?

¡Haz click aquí!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *