06 Feb

La Canasta: una iniciativa inclusiva

Permanentemente estamos siendo bombardeados por propagandas que nos presentan un sinnúmero de bienes y servicios que son exclusivos. Basta con ver el periódico cada día para darse cuenta de que se promueve la “exclusividad” como algo deseable. “Yo quiero pertenecer a un grupo exclusivo de clientes que compran este o aquel otro producto”. “Quiero quedarme en este exclusivo hotel y comer en ese exclusivo restaurante”. ¿No será que es algo discriminante que muchas cosas en este mundo tiendan a ser exclusivas y no inclusivas?

Consumidores y Productores de La Canasta

Esta es una pregunta recurrente para nosotros desde que empezamos a planear cómo funcionaría La Canasta. La respuesta ha sido muy clara casi siempre: ¡Queremos que La Canasta sea inclusiva! Queremos que cualquier persona pueda acceder a productos frescos, de calidad, producidos en la región, cultivados con técnicas agroecológicas y por personas que no tengan que cumplir con requerimientos y certificaciones exclusivos para grandes producciones o para quien tenga la capacidad de hacer una inversión para lograrlo.

No sabemos que opinen ustedes de esto, pero La Canasta no quiere ser “exclusiva”, por el contrario, busca ser incluyente para que cualquier persona pueda participar en esta Red.

El requisito primordial para las personas que desean participar en La Canasta desde el campo es que su producción sea agroecológica, basándonos en la confianza y sistemas de verificación participativos. En La Canasta entendemos que los alimentos agroecológicos son aquellos producidos con agua limpia, sin pesticidas ni transgénicos, en un proceso integral y flexible, respetuoso con los ritmos de la tierra y su gente. Por el momento trabajamos “exclusivamente” con aquellos grupos que podemos comprometernos a apoyar con la comercialización de sus productos. A medida que esta Red vaya creciendo podremos comprometernos con más personas, siendo así cada vez más incluyentes.

En la ciudad, nos preocupamos porque La Canasta pueda ser pedida por cualquier persona que así lo desee. Distribuimos Canastas por todo Bogotá, desde Toberín hasta Tunjuelito, desde el 20 de Julio hasta Suba, desde Bosa hasta Usaquén. Los costos de distribución para garantizar que esto sea posible son menos que deseables, pero nos parece importante hacer lo posible por funcionar así. Desafortunadamente, por los volúmenes que manejamos por ahora, La Canasta puede ser costosa para algunas personas, pero a medida que nuestra Red crezca y podamos hacer ahorros con economías de escala, podremos ofrecer precios menores, eso sí, sin bajar los ingresos de las personas que están produciendo los alimentos, por el contrario negociando precios cada vez más justos para todos.

Con esto en mente, hacemos un llamado a que nos ayuden a que esta Red crezca. Los invitamos a que busquen vecinos que puedan estar interesados para que la distribución sea cada vez más eficiente y a que hablen sobre La Canasta con sus amigos y familiares. ¡Ayúdennos a hacer que La Canasta sea cada vez más inclusiva!

Un par de preparaciones sencillas con habas

 


¿Quieres saber más sobre La Canasta?

¡Haz click aquí!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *