20 Nov

Visita a la finca de Ana y Mario

En la cocina de Ana y MarioEl sábado pasado fuimos a visitar a Ana y Mario en su finca en Aguadita, Silvania con un grupo de personas que reciben la canasta regularmente. Esta visita y las otras que hemos hecho en el pasado nos llenan de energía y de ganas para seguir trabajando duro para que La Canasta sea cada día más fuerte.

El solo hecho de compartir la alegría de Ana y Mario al recibir a tantas personas y darles a probar un poquito de su vida cotidiana en la finca sería suficiente para salir felices. Pero además de eso, tuvimos la oportunidad de compartir la alegría e interés de quienes estábamos visitándolos, durante todas las actividades del día. Subimos la montaña para recoger moras silvestres, pinchándonos las manos, usamos el hacha para dividir los palos caídos y así poder cargarlos de vuelta a la casa para usarlos en el horno y la parrilla para el almuerzo y las arepas, cocinamos entre todos un delicioso almuerzo y lo compartimos con historias de las gallinas de la finca. En fin, una recarga de buena energía para todas las personas que estábamos allí, incluso al tener que refugiarnos de la lluvia torrencial que cayó toda la tarde.

Cortando leñaY no es para menos, pues estas visitas nos dan un poco de lo que nos hace falta a los unos y a los otros. Para Mario y Ana, no es solo una retribución y un reconocimiento a su labor diaria para mandarnos deliciosos y saludables alimentos, sino también una manera de que ellos compartan todo lo que saben de los alimentos y los animales de su finca. Y a eso se agrega lo que representan varias manos extras por unas horas para realizar labores, que solos, pasarían días en completar.

Por otro lado, para las personas que reciben la canasta en Bogotá, es la posibilidad de pasar un día en el campo respirando aire fresco y tranquilidad, y vivir y aprender de lo que viven día a día las personas que hacen posible que haya alimentos en nuestras mesas. Tener la posibilidad de ver de dónde vienen nuestros alimentos y quién hace esto posible es un lujo que no muchas personas en la ciudad se pueden dar. También nos ayuda a comprender el arduo trabajo que esta labor implica y pone en perspectiva muchas consideraciones sobre los productos que recibimos.

Con este tipo de visitas evidenciamos y fortalecemos nuestros tres ejes de trabajo en La Canasta: la agroecología, compartiendo los procesos y técnicas de agricultura en el campo, el consumo consciente y responsable, acercando a los consumidores al campo para entender mejor las realidades de la producción en las fincas y la economía social y solidaria, creando puentes de confianza entre el campo y la ciudad y afianzando esta red de confianza que hemos venido construyendo en los últimos años. Esperamos que estas visitas se repitan cada vez más frecuentemente y con cada vez mayor participación de las personas que hacen parte de esta red.

Diana, quien participa activamente en esta red y consume la canasta con regularidad desde hace varios meses, quiso compartir esta receta de una crema de coliflor.

En la finca de Ana y Mario


¿Quieres saber más sobre La Canasta?

¡Haz click aquí!


One thought on “Visita a la finca de Ana y Mario

  1. Pingback: La Canasta » Visita a la finca de Ana y Mario | El Bosque Izquierdo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *