Ají, chile o pimiento - La Canasta - Mercados Agroecológicos a Domicilio en Bogotá

Este alimento y especia ancestral, ha sido domesticado y usado por la humanidad por más de 10.000 años. Aunque no se conoce aún el lugar exacto de su origen, todo parece indicar que fue en América y que de ahí se extendió al mundo a través de intercambios rituales o comerciales dentro del continente, y fuera de él por antiguos viajeros o colonizadores.

Tiene centenares de especies reconocidas en todo el mundo, que se han adaptado a diferentes climas y terrenos. Sumado a todo tipo de tamaños, colores e intensidad del sabor. Están los que dan un toque de sazón picante al paladar y también los que te quitan la respiración y te hacen llorar.

En Colombia no hay una preferencia por la comida picante en general, en ciertas regiones se usa más que en otras y las personas estamos divididas entre las que nos gusta y lo usamos y las que no.

Lo cierto es que el consumo de ají trae varios beneficios a la salud. En un estudio realizado en China, encontraron que quienes usan picante en sus comidas una o dos veces a la semana, registraban una tasa de mortalidad 10% menor que aquellos que consumían picante menos de una vez por semana y que esta diferencia se amplía si se aumenta el consumo. También se observó, una disminución del riesgo de morir de cáncer, enfermedades coronarias y diabetes. Es muy probable que estos beneficios se deban a su contenido de capsaicina y de varios minerales y vitaminas antioxidantes. No obstante, cabe aclarar que el picante puede que no sea beneficioso para personas con problemas digestivos o úlceras estomacales.

La Canasta de hoy dice: “Pongámosle un poco de picante a nuestra vida, puede convertirse en un buen aliado”.

La receta de la semana es Salsa de ají casera